Gato siamés

Tu blog sobre el gato siamés

marzo 16, 2014
por Julia
0 Comentarios

Gatos Siameses: Origen, Curiosidades y Consejos

Gato Thai o conocido vulgarmente como gato siamés, así es como se conoce a esta raza de felino cuyo origen se encuentra en Tailandia. El siamés llega a Europa por primera vez en el siglo XIX, traído por los ingleses, siendo exhibido en el Palacio de Cristal de Londres. Tras esta primera aparición se realizó la distinción entre el siamés tradicional el cual se caracterizaba por un cráneo más redondo, y el siamés moderno, el cual tenía una forma craneal más ovalada.

El gato siamés data de una época muy antigua, fue en 1950 donde prácticamente tuvo su propio camino como raza, debido a los criadores de este. Que dieron la difusión necesaria, llegando incluso a formarse clubs dedicado a estos gatos siameses. Estas organizaciones prematuras, llegaron a ser grandes asociaciones en Europa y Estados Unidos, como la World Cat Federation y The International Cat Associaton. Precursoras de esta nueva raza, adoptaron al gato siamés como una de las grandes razas felinas.

Actualmente se sigue una corriente común entre las asociaciones felinas para conservar el siamés original; para esto, su intención es llevar de nuevo a Tailandia ejemplares con el objetivo de expandir y preservar el gen del primigenio gato Thai, y así diferenciarse del gato siamés occidental.

gato siamés

Curiosidades sobre gatos siameses

Duermen alrededor de 12 horas al día: El gato siamés pasa casi todo el día durmiendo, en las horas de sol el gato se dedica prácticamente a dormir, mientras que suele sentirse más activo en las primeras horas de la mañana y cuando cae la noche.

El bufido del gato. La razón por la que el gato bufa, es con la intención de disuadir a su enemigo, dando a entender que es venenoso y peligroso como lo es una cobra, la cual realiza un sonido parecido.

El ronroneo del gato. Con el ronroneo, el gato quiere manifestarnos un humor favorable hacia su dueño, muestra complicidad y conexión.

El gato araña nuestro sillón o sofá: Para marcar territorio, gracias al olor que desprenden las glándulas situadas en sus patas, y también para afilar sus uñas, el gato al igual que procura estar siempre aseado, para disminuir la posibilidad de que habiten parásitos en su pelaje, también se preocupa por encontrarse en una situación óptima para su propia supervivencia o para la caza. Su arma principal son las garras, las cuales procura tener siempre afiladas, puesto que es su principal instrumento de defensa y ataque.

Consejos para dueños de gatos siameses

A continuación le dejaremos unos cuantos consejos para que la cría de su gato siamés sea lo más correcta posible, y así disfrute de su gato lo máximo posible.

  1. Nunca le pegue a su gato: El gato no entiende de un comportamiento agresivo hacia él a modo de reprimenda por algún error cometido con anterioridad, por ejemplo si vemos a nuestro gato arañar nuestro sillón no servirá de nada golpearle, ya que el gato lo interpretará como un ataque, sin más. Y esto fomentará la agresividad en nuestra mascota. En su caso siempre es mejor pulverizar agua directamente hacía el.
  2. La mejor defensa es Bufar: Si ve que su gato quiere jugar con usted, pero de una manera agresiva, esto no es peligroso, ya que entre otros cachorros juegan a luchar para así mejorar su destreza en el combate, lo hace con la única intención de practicar con usted, pero esto puede no gustarle, es por eso que en vez de pegarle, lo mejor es bufar, como lo haría su madre, indicando que eso que está haciendo no está siendo aprobado por usted.

 gato siames - Tengo una cita ¿estoy guapo?

febrero 1, 2016
por Julia
0 Comentarios

Gatos siamés, cuidados y comportamiento

Si estás pensando en tener una mascota, el gato siamés será el compañero ideal; porque además de ser un animal exótico  es considerado uno de los felinos más bellos en el mundo, no sólo por su original pelaje sino por sus exuberantes ojos color cielo. Debes saber que para mantenerlo sano y viva junto a ti por largo tiempo, deberás alimentarlo muy bien, llevarlo regularmente a su médico veterinario, brindarle todo lo necesario para que esté bien. Conoce algunos cuidados que debes proporcionarle y aprende un poco sobre su comportamiento.

GATOS SIAMES CUIDADOS Y COMPORTAMIENTO

Cuidados especiales de los gatos siameses

  • A pesar de ser un felino muy limpio por enterrar sus propias heces y asearse su cuerpo varias veces al día, te recomendamos acostumbrarle desde pequeño a darle un baño de forma regular, utiliza agua templada y un champú sin sustancias tóxicas específico para felinos, en el mercado puedes encontrar productos en talco para felinos.
  • Entre la semana 6 y 8 de vida deberás colocarle una primera dosis de vacuna para leucemia y triple felina, una segunda dosis a los 3 meses y cuando tenga 5 meses y medio colócale la vacuna antirrábica, repite estas vacunas anuales por el resto de su vida, cuidando de no aplicárselas cuando este en celo ni recién parida.
  • Limpia una vez por semana sus ojos con una infusión de tomillo o manzanilla empapada en un pañuelo suave.
  • Con un hisopo limpia semanalmente sus oídos, fíjate si se rasca mucho la cabeza, porque podría tener una infección producida por ácaros. Revisa ocasionalmente su boca porque son muy sensibles a las infecciones bucales.
  • En la vida de tu gatito deberás comenzar temprano con el hábito de cepillado, se convertirá en una señal de cariño hacia tu felino, además de esta forma se previenen formaciones de bolas de pelo, aprovecha para revisar si tiene heridas en su piel.
  • Cuando tenga 15 días de nacido dale una primera dosis de antiparasitarios, una segunda dosis a los 30 días, una tercera dosis a los 45 días y cuando tenga 3 meses una cuarta dosis. Deberás desparasitarlo por lo menos una vez al año previa receta de su veterinario.
  • Debes darle algún alimento específico para su raza porque contienen los nutrientes necesarios, porque de su correcta alimentación depende su larga vida y bienestar; es inconveniente que le des restos de comida casera pues sólo le hará engordar.

 

Comportamiento del exótico gato siamés

Es una de las especies más fieles a sus dueños o amos, es muy limpio por naturaleza, duerme más de 16 horas al día y se aviva a primera hora de la mañana y entrado el atardecer, no abandonan su hogar. El gato siamés está dotado de una personalidad viva y gentil, aunque puede haber momentos turbulentos e imprevisibles. Suele ser esquivo con las personas ajenas al núcleo familiar donde habita y muchas veces receloso, al llegar personas extrañas puede que llegue a tornarse un poco agresivo sobre todo si no son de su total agrado.

mayo 7, 2014
por Julia
0 Comentarios

La elección de un gato

Eleccion de un gato

El factor climático

Al elegir gato, considere en detalle qué razas se adaptan bien a su clima. Las que tienen poco pelo, como el gato siamés, necesitarán un trato especial para que no pasen frío ni sean expuestos a corrientes de aire.

¿Es usted de los que disfruta con la paz y la tranquilidad? Entonces, lo más probable es que descarte el siamés y el Oriental por sus estridentes maullidos. Y si quiere conservar los estantes o las mesas en orden, casi todas las razas de pelo corto están prohibidas. Les gusta muchísimo “reorganizar” la casa entera. Desde aquí le ayudaremos a decidir qué gato se ciñe a su estilo de vida y a las necesidades propias de su familia.

El clima

¿Vive en un clima cálido y húmedo? En ese caso, no adquiera una raza de pelo largo a no ser que tenga aire acondicionado. Y si el clima es frío y ventoso, un gato de pelo corto se pasará el día temblando a no ser que viva estrictamente dentro de casa y, aun así, deberá tener la calefacción encendida para que no pase frío.

Algunas razas, como el Sphynx  y los Rex, carecen casi o totalmente de pelo y hay que prodigarles un trato especial. Además, el Sphynx también es muy susceptible a las quemaduras solares y nunca debe exponerse a la luz directa del sol.

Conocer a la familia

Al llevar el gato a casa, déle mucho tiempo para que se adapte al nuevo entorno antes de presentarle a sus compañeros de juegos.

Los gatos y los niños

Un niño y su gato, una excelente niñera

Los gatos y los niños se entienden muy bien si usted les echa una mano. Un gatito puede pasarlo mal para huir de los tirones de cola y de pelo que le inflige un niño pequeño, pero un gato mayor se batirá sencillamente en retirada si el juego adquiere tintes bélicos. Y casi todos los gatos son muy tolerantes con los niños y soportarán que los cojan en las posturas más indecorosas. Sin embargo, si un adulto lo hace y les deja la cabeza colgando, reaccionarán con indignación. Un niño, en cambio, tiene carta blanca.

Si lleva un gatito a un hogar con niños, pídales que mantengan las distancias hasta que él se acerque a ellos por propia iniciativa. Y no levante la vigilancia hasta cerciorarse de que conviven sin ningún percance.

Un gato faldero

No todos los gatos se le subirán al regazo. Algunos, tienen demasiadas distracciones o energía para estarse mucho rato quietos. Otros, de pelo largo o abundante, pasan demasiado calor. Dado su tamaño, todos los gatos pueden tenerse en el regazo. Por tanto, si éste es su deseo, escoja uno de pelo corto, aunque no hay ninguna garantía de éxito.

 

Dentro o fuera de casa

Un gato en el campoUn gato que pueda salir de casa será más independiente porque retendrá sus instintos de supervivencia. Un gato que viva exclusivamente en el hogar le sorprenderá al perder su carácter independiente y comportarse como un perro en muchas de sus reacciones. La mejor forma de acertar con la elección de un gato es escoger un ejemplar cuyo aspecto le guste, teniendo en cuenta los cuidados que deberá prodigarle, y luego integrarlo gradualmente en la rutina de su hogar.

Las amistades

perros y gatos, buenos compañeros

Es cosible que sus animales domésticos no se caigan bien de inmediato, pero déles  tiempo para conocerse y, en breve, seguro que se convertirán en los mejores amigos del mundo.

El número ideal

No cometa el error de tener demasiados gatos en su hogar. De ellos dependerá si dos son compañía y tres son multitud o si toleran la presencia de un nuevo compañero. Tienen un acuerdo tácito sobre la cantidad de gatos que a su juicio pueden coexistir en cada hogar en particular y se lo harán saber de varias formas en cuanto usted exceda ese límite: desde orinarse en su cama hasta atacar físicamente al recién llegado. Y, si son gatos de granja, pueden incluso llegar a matar al gato o gatitos que están de más.

Instinto de supervivencia

Si desea que su gato salga fuera de casa, debería ser consciente de que quizás no será el cariñoso compañero que esperaba, pues tendrá que conservar sus instintos para poder sobrevivir.

Elección del veterinario

Al elegir veterinario, no basta con que sea amante de los gatos. Es un requisito del todo indispensable que le escuche y le haga caso cuando usted acude a él con un problema y persista en sus revisiones y análisis hasta averiguar la causa. Al fin y al cabo, es usted quien convive diariamente con su gato y conoce su conducta normal. Si el animal no enferma, sólo tendrá que llevarlo al veterinario una vez al año para la revisión, las vacunas y las dosis de refuerzo anuales.

 

febrero 7, 2014
por Julia
0 Comentarios

Más fotos graciosas

He subido más fotos graciosas de gatos, echadles un vistado.

Me-echo-un-baile

febrero 3, 2014
por Julia
0 Comentarios

Galería de fotos graciosas

He creado un galería con fotos graciosas sobre animales, sobre todo gatos.

Espero que os guste.

enero 30, 2014
por Julia
0 Comentarios

Gato Siameses – Historia

Gato siames El gato siamés tiene una historia muy  rica y muy interesante. Es una raza que existe desde hace muchos siglos . Se cuentan muchas leyendas e historias sobre el desarrollo de la raza siamés. El verdadero origen de la raza siamés es bastante incierto.

Se considera ser una raza “natural”, que significa que el gato siamés se desarrolló sin la intervención del hombre. Según algunas de las leyendas populares,  los gatos siameses vigilaban los templos budistas. Ellos eran considerados como sagrados y se mantuvieron generalmente por los sacerdotes y la realeza.

Muchas de las razas actuales provienen de cruces en las que intervino el siamés, por ejemplo: mandarín, sagrado de Birmania, Ragdoll.

La tierra natal de gatos siameses es Siam (ahora Tailandia). Esta raza era desconocida en Occidente hasta el siglo XIX. Los rasgos característicos de esta raza de gato también han sido sujetos a muchas leyendas hermosas. Uno de ellos está conectado con una pequeña torcedura al final de la cola de gato.

La leyenda cuenta que, una vez, una princesa siamesa se iba a bañar en un riachuelo. Ella tenía miedo de perder sus anillos y estaba buscando algún lugar conveniente para colocar sus joyas. Su gato favorito se había torcido su cola así que lo usó en su beneficio. Desde entonces, todos los gatos siameses han nacido con una pequeña torcedura al final de la cola, como si para sostener los anillos de la princesa.